Estrategias y slogans, camino a las elecciones presidenciales de 2014

19.03.14

Estrategias y slogans, camino a las elecciones presidenciales de 2014

Todavía faltan algunos meses para las elecciones presidenciales de octubre, pero el escenario de la contienda comienza a perfilarse. Aunque las principales fuerzas políticas uruguayas aún no dirimieron sus internas, algunos precandidatos parecen tener todos los boletos en sus manos y ya definen las estrategias de campaña y slogans con los que buscarán salir victoriosos. Todo America te cuenta algunas de las certezas para la primera estación de este calendario: las primarias de junio.

Las internas del Frente Amplio (FA) y del Partido Colorado, según las encuestas del mes de febrero, ya se encuentran casi definidas. En tanto, algunas otras, entre ellas la de fuerzas representativas como el Partido Nacional (PN) todavía no han pisado el terreno de las certidumbres.

Para el FA, los datos presentados por la consultora Cifra señalan una intención de voto de más del 86 por ciento para el ex presidente Tabaré Ramón Vázquez Rosas y un diez por ciento para la senadora Constanza Moreira. Dicho margen parece casi insalvable teniendo en consideración que Vázquez cuenta con el explícito apoyo del actual presidente José Mujica y con una ascendente carrera dentro del partido desde su asunción como intendente de Montevideo, en 1989; razón por la cual ya representó al FA en tres elecciones presidenciales, perdiendo, en segunda vuelta, frente al PC en 1999 y ganando la del 2004.

En cuanto a los colorados, el candidato a la presidencia ya también parece definido. Allí, Juan Pedro Bordaberry, por la agrupación Vamos Uruguay, recibe el apoyo del 88 por ciento de los encuestados. Por su parte, el senador José Amorín Batlle, de la agrupaciónBatllistas de Ley, cuenta con un siete por ciento de intención de voto. De mantenerse dicha diferencia hasta junio, se repetiría lo acontecido en 2009 cuando fue electo candidato a la Presidencia de la  República con el 75 por ciento de los votos. 

Por otro lado, la interna del Partido Nacional se encuentra abierta. Tanto los datos brindados por la consultora Interconsult como por Cifra evidencian una disputa muy pareja entre el senador Jorge Larrañaga, de la agrupación Alianza Nacional, y el diputado Luis Lacalle Pou, representante de la lista Todos Hacia Adelante. Larrañaga recoge el 47 por ciento de las intenciones de voto, mientras Lacalle Pou obtiene el 35 por ciento, siguiéndolos de muy lejos el senador Sergio Abreu, de Dignidad Nacional, con un 10 por ciento y aún más abajo los precandidatos Alfredo Oliú y Álvaro Germano. Esta situación interna lleva al PN a no poder pensar, aún, en estrategias que excedan el mes de junio. Cabe recordar que en la elección primaria de 2009, el padre del actual precandidato y ex presidente, Luis Alberto Lacalle obtuvo 57,12 por ciento de los votos, mientras que Jorge Larrañaga, el 42,81 por ciento.

Pensado en octubre

Con las internas de los dos de los tres  principales competidores casi definidas, los posibles escenarios de octubre comienzan a delinearse. Los últimos datos, correspondientes al mes de febrero, relevados por las consultoras Mori, Cifra e Inerconsult dan una importante diferencia a favor del Frente Amplio.

En busca de mantener o aumentar dicho margen para evitar el balotaje, el FA ya ha presentado diversas estrategias de campaña.Hasta el mes dejunio se hará especial hincapié en la visita a pequeñas localidades, en donde se enfatizarán temáticas como educción y salud Después de las elecciones internas se tienen programadas dos giras por el país, a imagen y semejanza de lo que, en campañas anteriores, llevó el nombre de “Campaña pueblo a pueblo”. Por otra parte, redes sociales frenteamplistas está promoviendo la campaña “Milagros No, Logros Sí” que busca recoger los aciertos de nueve años de gobierno del Frente Amplio. Entre ellos se destacan: la drástica disminución de los índices de pobreza e indigencia; las reformas de los estatutos laborales rural y doméstico; la duplicación del presupuesto asignado a la educación; el sistema de Responsabilidad Penal Adolescente, el cual busca evitar la reincidencia delictiva del joven fomentando su inserción social y, por último, la ley 18.795,de vivienda de interés social, la cual posee como propósito último el facilitar a las familias, de ingresos medios y medios bajos, el acceso a la compra o al arrendamiento, a través de exoneraciones tributarias a inversores privados para la construcción, ampliación o reciclaje de viviendas.

Por su parte, el otro partido que ya se encuentra organizando estrategias pensando en octubre, es el Partido Colorado. Su principal precandidato Bordaberry, hijo del ex presidente defecto Juan María Bordaberry, realizó, desde el 25 de febrero al 8 de marzo, una gira por Estados Unidos y Europa junto al diputado colorado de Vamos Uruguay, Germán Cardoso, y al intendente de Salto, y secretario general de Vamos Uruguay, Germán Coutinhoen. Dentro de la intensa agenda de reuniones caben ser destacas las que mantuvieron con autoridades del Consejo de las Américas, con el ex presidente español José María Aznar y con el papa Francisco I.

Dentro de los temas abordados en su campaña electoral, uno de los que más se destaca es la seguridad. En referencia a esta, los colorados presentaron al parlamento uruguayo un proyecto que establece modificaciones al Código Penal, para bajar el índice de imputabilidad de 18 a 16 años. A su vez, con otro proyecto proponen la creación del Batallón de Policía Militar del Ejército.

En cuanto a su estrategia general para la campaña, los colorados buscan presentarse frente a la opinión pública como un claro antagonista del actual gobierno frenteamplista. Para ello toma como banderas la crítica a dos leyes promovidas desde el oficialismo, la ley sobre la interrupción voluntaria del embarazo y la vinculante a la regulación del mercado de cannabis.

Si bien aún quedan varios meses para las elecciones ya es posible comenzar a avizorar cuales serán las estrategias partidarias y los slogans de campaña. Quedan por definir candidatos y posibles alianzas pero algo parece claro, en las encuestas el FA asoma como un firme candidato a mantenerse en el gobierno, más teniendo en consideración que cuenta, desde las elecciones presidenciales de 1994, con un sólido piso electoral del 31 por ciento.